Un estudio ha revelado una desagradable noticia con respecto a los vuelos en avión. Y es que la compañía de vuelos low cost irlandesa ha entrado en las posiciones más altas de la lista de las compañías que más contaminan en Europa.

La aerolínea low cost Ryanair es la línea aérea europea que más gases con efecto invernadero emite a la atmósfera, hasta el punto de que se ha colado en el ránking de las diez empresas que más contaminan en el continente europeo. Una clasificación que, a excepción de la compañía irlandesa, está liderada por centrales térmicas y por empresas de siderurgia pesada.

De todas maneras, los expertos apuntan que la situación es preocupante, ya que la contaminación por carbono de los vuelos en Europa ha aumentado un 26,3% en los últimos cinco años, muy por encima de cualquier otro modo de transporte.

Esto se debe al enorme tamaño de Ryanair y a los 130 millones de pasajeros que transporta. Aunque asegura que es muy eficiente, si ha entrado en esta clasificación porque ha crecido mucho en su volumen de emisiones.